Cultura Destinos

Pampa de Ayacucho: paseos y vivencias en la cuna de la libertad americana

Homenaje e independencia. Si estas de visita por la Ciudad de las Iglesias, aprovecha en darte un vuelta por la pampa de la Quinua (Huamanga). Lugar donde se libró la batalla de Ayacucho por la libertad de América.

Descuida, será algo breve,  luego continuarás con tu andar por la ‘Ciudad de las Iglesias’. Emoción, curiosidad y perspectiva al bajar del ‘mini van’ para recibir el primer encuentro con el escenario histórico donde hace 192 años se libró la batalla de Ayacucho, la última de las batallas que sellaría, una vez por todas, la independencia del Perú y de América Latina. ¿No lo sabías? Ahora lo sabes.

MÁS RUMBOS: Ayacucho, seis lugares para celebrar al Perú

Esperen, aún hay más por ver y recordar, suplican al operador turístico que solo se anima a mirar las manecillas de su reloj de pulsera. Y es que es difícil no prestar atención al obelisco que se erige en la pampa de la Quinua, de la provincia de Huamanga. Más de 40 metros de altura y de historia en un sagrado santuario ayacuchano.

Los paseos a caballo permiten recorrer y visitar los rincones del Santuario Histórico de Ayacucho. Foto: Jorge Calderón.

Más abajo, en el frontis de este monumento de mármol blanco, seis generales pasan desapercibidos por los ojos de algunos viajeros que prefieren visitar las tiendas de artesanías. Ellos son los héroes caídos en la lucha independentista: Sucre, Gamarra, La Mar, Córdova, Lara y Miller.

Un ratito… Simón Bolivar no es el único que posa encima de un caballo. Al frente de le efigie del libertador varias caballadas ofrecen paseos a cortas, medianas y largas distancias que calman las ímpetus de los visitantes durante su recorrido por la cuna de la libertad americana

“Solo cinco solcitos por el paseo papá”, trata de convencer Virginia para montar en uno de sus dos caballos: Antonio y Usqay (veloz en quechua). Así como ella, son más los paisanos que se han animado a promocionar estas rutas por la pampa de la Quinua o Ayacucho.

El Santuario HIstórico de la Quinua tiene una extención de 300 hectáreas y se ubica a 37 kilómetros de la ciudad de Ayacucho. Foto: Jorge Calderón.

Los caballos relinchan, no cabe duda que sus ansias de liberarse por un instante de las vallas de madera son mayores que las ganas que tiene este rumbero por seguir explorando el suelo donde yacen los soldados que lograron liberar todo un continente. Entonces, el bolsillo afloja. Otro minuto más en esta tierra ayacuchana.

Pero ese orgullo de pasear por la provincia de Huamanga llega a su fin. Suficiente por hoy. A volver a la ruta que el operador debe estar con los pelos de punta. ¿Volver al Santuario Histórico de la Quinua? Por qué no, lo mejor es hacerlo en diciembre, fecha en que miles de actores escenificarán esta gloriosa batalla. ¡Vamos, rumbo a Ayacucho!

En Rumbo


Viaje: Por carretera de Lima hasta Ayacucho. Viaje: 10 horas (www.cruzdelsur.com.pe). Luego viajar a la pampa de Ayacucho. El viaje en bus demora 40 minutos.

Costo de paseos: Oscilan entre 5 a 10 soles.

Tour: tours@zumagperu.com.

Acerca del autor

Gunther Félix

Periodista de esquina y del monte. Fotógrafo y peregrino urbano los fines de semana.

Añadir comentario

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *