Gastronomía

En el nombre de mamá

Cebiche carretillero de pescado con la vieja fórmula de prepararlo solo con los mejores insumos. Foto: Mama Julia

Una barra cebichera se suma a la oferta gastronómica marina en Tarapoto. Con precios populares y platos de esquina, Mamá Julia es la opción para los sibaritas cebicheros en la ciudad de las palmeras.

Por Martín Vargas

Vamos a ser sinceros, totalmente sinceros. Tarapoto tiene una comida regional increíble, pero cuando uno busca un cebiche buenazo, la tarea es harto difícil. Unos traen el pescado recocinado, a otros se les escapa el punto de acidez, y la mayoría trabaja con leche o cremas que lo único que hacen es boicotear al plato de bandera.

MAS RUMBOS: El amor en los tiempos de Saavedra

Por eso cuando aparecen nuevas opciones que se suman a propuestas ya consolidadas hay que aplaudir y coger el tenedor para probar su línea de fríos y calientes. Este es el caso de Mamá Julia, la barra cebichera que Ricardo Robles abrió para rendir tributo a su madre, la gran maestra que le enseñó secretos y que le presentó el mundo de los fogones y las tablas de picar, cuando él apuntaba para otro lado.

Rincón del sabor y la melancolía por la buena mesa. Foto: Martín Vargas

“Esta barra saldó una deuda pendiente que tenía hace algunos años conmigo mismo. Tenía el proyecto en la cabeza, pero el tema se fue prolongando hasta que decidí que ya era hora. Es, en esencia, un homenaje a mi madre, quien me enseñó a cocinar y respetar este oficio. Y en segundo lugar, Mama Julia tiene un concepto integrador y de tributo a la comida popular“, cuenta Ricardo, emocionado sobre esta nueva marca que toma la posta de Primer Puerto, la otra cebichería que tiene en Tarapoto.

Pero a diferencia del restaurante con nombre chalaco, la barra de Mamá Julia es una esquina de la memoria. Uno entra y se mezclan los recuerdos del agachado y la casera que daba yapa. Cae también la foto emocional de un puesto cebichero dentro del  mercado del barrio de toda la vida. Y bueno, también hay una remembranza de esas primeras cebicherías en La Punta o la sabrosa Sáenz Peña.

Arrebozados de bonito, caballa y cerdo. Una vieja tradición que se pone en boga. Foto: Mamá Julia

Carta corta pero sabrosa

Cebiches clásicos y con chicharrón de pota, combinados de esquina con chaufa o arroz de mariscos. Leches de tigre con batidos de ajíes a lo antaño o sánguches de bonito, caballa o chanchito arrebozado. ¿Para maridar? cerveza helada, chicha morada o jugos con frutas amazónicas. También hay gaseosas, pero ya todos saben que eso hace mal.

Si tuviéramos que dar una nota del 1 al 20 sobre el sabor de esta barra, pues un 17 haría justicia al grado de pungencia, a la sazón y al balance de sabores que tienen los productos en su oferta gastronómica. La atención del personal es otro punto a favor y el poco tiempo de espera terminan de redondear la experiencia. Sin duda, podemos decir que Mamá Julia tiene vida para rato. Así que ya saben, si van para Tarapoto no extrañarán mucho el cebiche y esa siempre es una buena noticia. Así sea.

Combinadito de esquina. Cebiche, arroz con mariscos y causa criollaza. Foto: Mamá Julia

El dato:  

La barra queda en el jirón Grau # 1005, Tarapoto. Informes: (042) 529417

Acerca del autor

Redacción Rumbos

Añadir comentario

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *