Hoteles

Naturaleza y bienestar todo el año

En la época que vivimos inmersos en una vida llena de estrés, empezamos a ser conscientes de los valores que realmente pueden hacernos felices. De ahí que nuestras preferencias a la hora de buscar un destino turístico estén cambiando. Se demandan vacaciones centradas en la necesidad cuidar el cuerpo tanto por fuera como por dentro con el objetivo de conseguir la paz interior. En esta oportunidad y gracias a la invitación de Claudia Leno, de Mancora Discover, la elección no pudo ser mejor.

Mariela Goyenechea B.

Se trata del Hotel Villas del Mar Máncora, ubicado en la zona alta de Las Pocitas a solo 150 metros de la playa, un lugar donde la paz y el encanto se encuentra en sus diferentes detalles-  y que- desde el momento que llegas y te acomodas, sabes que tú elección fue la correcta.

El hotel cuenta una con acogedora e independiente casa de dos plantas,  y otros bungalows  matrimoniales y familiares. Cada uno de ellos con un balcón o terraza con una hermosa vista al mar o al jardín, que invitan a descansar o trabajar en la quietud de la naturalezaEs un hotel cálido, muy acogedor y decorado con mucho gusto

En Villas del Mar Máncora hay para hacer de todo y para todo gusto. Algunos huéspedes optan por un buen chapuzón en la piscina, y otros prefieren bajar a la playa, donde Wilmer, el encargado del hotel, facilitará todo lo necesario para que el día sea espectacular y lleno de engreimientos.  El restaurante a la carta caracterizado por su gran sazón y variedad de platos, así como el bar con sus exóticos cokteles, son un detalle más.

Para los más jóvenes y no tan jóvenes, el Hotel ofrece otras actividades como opciones; paddle,  paseos a caballo, avistamiento de ballenas (temporada de julio a octubre) con Pacifico Adventures, dándole a los viajeros la oportunidad de vivir una auténtica aventura en alta mar.

Para los huéspedes que están en búsqueda de un Turismo de Salud y quieren disfrutar momentos de bienestar,  el programa del Hotel Villas del Mar Máncora ofrece sesiones de  Reiky y “CALIFORNIAN MASSAGE”  a cargo de Julietta Guiffre, certificada en masoterapia y otras disciplinas, y quien entre olores místicos y sonidos sanadores, te transportan a un absoluto estado de relajación.   Giuffra con gran conocimiento en sus menesteres, nos explica que aliviando la tensión muscular y promoviendo la relajación, podemos alcanzar el más alto grado de serenidad y bienestar físico y mental.

La tarde puede terminar en el Mirador ubicado en lo alto del Hotel, donde los mejores sunsets ante una vista panorámica aparecerán ante tus ojos. Ya caída la noche y con un cielo estrellado, la terraza al lado de la piscina invita a disfrutar de una buena copa de vino que actuara como cómplice de Morfeo, para esperar un nuevo día y repetir tan sensorial experiencia.

En rumbo: 

⇒ Dónde: Antigua Panamericana Norte 202 Las Pocitas,  Máncora, Perú
⇒ Telf: +51 994 228 171

Acerca del autor

Redacción Rumbos

Añadir comentario

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *