Rumbos al Día

Pescadito con papa

Para cerrar con broche de oro el Día Nacional de la Papa”, acompañe a ese ancestral tubérculo con un rico pescado. ¡Uff! Para chuparse los dedos

Ni con pollito ni con queso. Mejor acompáñelo con un suculento pescado, la mejor combinación. Y es que siempre es bueno probar algo distinto, experimentar nuevas sensaciones y dejarse llevar por la creatividad de la gastronomía peruana. Por eso, nada mejor que culminar este “Día Nacional de la Papa” que un potente producto marino. La mejor opción.

MÁS RUMBOS: Los mejores panes de Francia en un solo lugar

Por ello, el programa nacional “A Comer Pescado” del Ministerio de la Producción ha decidido compartir la receta: “filete de bonito y salsa balsámica con puré rústico”, un platillo exquisito del talentoso chef Daniel Estrada.

En este potaje, la combinación de la papa-con el pescado resulta una buena concentración de energía que al ser consumida en proporciones adecuadas nos permite tener un peso saludable. Para disfrutar esta merienda, se recomienda que los platos de fondo se digieran con una buena porción de ensalada.

¿Cómo prepararlo?  Lo primero que necesitas es 800 gramos de filete de bonito, cortada en cuatro piezas. También veinte gramos de pimienta, cuatro papas blancas, 100 gramos de mantequilla, leche, un par de cucharadas de aceite, cerca de veinte gramos de perejil, 100 mililitros de vinagre balsámico, la misma cantidad de gramos de azúcar y 200 mililitros de vino tinto.

Una vez que tenga estos insumos, proceda con la preparación: echar sal a los filetes de bonito, cubrirlos con un poco de aceite y llevarlos a la parrilla o a una sartén. En paralelo, cocine las papas en una cacerola, luego pélalas y cortarlas en cubos, después coloque las papas picadas en una cacerola para cocerlo a fuego lento. Continúe agregándole leche, mantequilla, sal y pimienta. Al finalizar, con la ayuda de un tenedor, aplaste las papas y agréguelos el perejil.

Para la salsa, agregue el vinagre balsámico en una sartén  a fuego lento, combinarlo con vino tinto y agregarle un poco de azúcar. Deja espesar, sazonar y luego auméntele un trocito de mantequilla. Provecho.

Acerca del autor

Gunther Félix

Periodista de esquina y del monte. Fotógrafo y peregrino urbano los fines de semana.

Añadir comentario

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *